Siempre hemos tenido Derecho

Por Angela Regina Núñez Alonso*

“…para los estudiantes del comercio, en cualquiera de sus manifestaciones, máxime cuando se trata de carreras que por su organización abren nuevos derroteros a la economía general de un país, es indispensable el conocimiento de las normas jurídico mercantiles, considerando cuatro asuntos fundamentales: a) quiénes son sujetos del derecho comercial; b) qué es la materia mercantil y su relación con las otras ramas del derecho, c) cómo evoluciona el comercio, y d) importancia de la técnica jurídica, del conocimiento del derecho para los que hacen del comercio su ocupación ordinaria, para los que realizan actos aislados o accidentales de índole comercial y para los que dirigen a los comerciantes o simplemente los auxilian.”

Ángel Caso (1938)

Abogado de profesión, fue el Subdirector de la Escuela Bancaria y Comercial a finales de la década de 1930, fue uno de los primeros autoresde la Biblioteca Banca y Comercio. Su libro Principios de Derecho fue conocido por numerosa generaciones de estudiantes.

¡No somos nuevos en esto! El estudio del Derecho es parte consubstancial de nuestra labor educativa, como demostraremos en esta entrega, que detalla el papel protagónico del conocimiento jurisprudencial en la Escuela Bancaria y Comercial durante sus primeros veinte años de existencia (1929-1949).

Cuando la EBC comenzó su organización para capacitar a los empleados del Banco de México, fue evidente que para ejercer la carrera de Funcionario Bancario era necesario conocer las instituciones jurídicas y su relación con las transacciones comerciales. Para ello, fueron incluidas dos materias en la modalidad de cursos orales (presenciales): Organización Jurídica I y Organización Jurídica II. Dos años más tarde, en 1931, las mismas materias se incluyeron en el programa de Cursos por Correspondencia.

La maestra Cecilia Sandoval, quien dirigió los trabajos de clasificación, revisión y análisis del Archivo Histórico de la EBC de 2007 a 2017, nos recuerda, en otro número de esta revista, que “la correspondencia epistolar entre Manuel Gómez Morin y Agustín Loera y Chávez, ambos fundadores de la EBC, arroja luz sobre aspectos importantes sobre las bases de la Bancaria (…). En estas cartas  (…) podemos constatar la importancia de materias que posibilitan el ejercicio financiero y contable a partir de los marcos legales dados por el derecho. Brillantes abogados, que destacarían a lo largo del siglo XX en gestiones políticas y diplomáticas, se hicieron cargo de las cátedras de Economía y Derecho: Ponciano Guerrero, quien sería uno de los iniciadores de la Cámara Nacional de la Industria de la Transformación, estuvo encargado de las conferencias de Teoría Económica y fue profesor de Nociones de Economía Política; Francisco González de la Vega se ocupó de las conferencias de Organización Jurídica (muchos años después, en 1956, fue gobernador del Estado de Durango y posteriormente embajador de México en Brasil, Argentina y Portugal). Por su parte, Eduardo Suárez enseñó Organización Jurídica a los estudiantes de la Bancaria antes de ser Secretario de Hacienda durante los gobiernos de Cárdenas y de Ávila Camacho, mientras que Manuel Gómez Morin fue profesor de Legislación Bancaria y Legislación de Empresas, y tiempo después rector de la Universidad Nacional y fundador del partido político Acción Nacional”.

Sí, la Escuela contó con eminentes especialistas vinculados al ejercicio del derecho, lo que favoreció la actualización permanente como eje motor de los contenidos académicos.

Los abogados Manuel Gómez Morin y Eduardo Suárez Aránzolo, al mismo tiempo que redactaban la Ley de Instituciones de Crédito de 1932(1), impartían en la EBC las materias de Legislación Bancaria y Organización Jurídica Superior, respectivamente. Y en 1933, en los salones de Palma no. 27, el doctor Uriel Navarro enseñaba Prácticas y Legislación Bancarias, el licenciado Gómez Morin: Organización de Empresas y Legislación Bancaria, Abel Espinosa: Legislación y Contabilidad Fiscales, el licenciado Francisco González de la Vega: Derecho Mercantil y el licenciado Alfonso Caso: Organización Jurídica(2).   

La formación en Organización Jurídica (I y II) estuvo a cargo de Alfonso Caso Andrade y Francisco González de la Vega. El segundo, a propósito, enriquecía su experiencia docente con su función pública (en aquellos días, el todavía joven Francisco ya era Subprocurador General de Justicia del Distrito Federal) y con su trabajo de representante de los jueces penales ante la Comisión Redactora del Código Penal de 1931. Es notable, además, su colaboración en la revista Banca y Comercio con un artículo dedicado al derecho penal en materia comercial y bancaria(3).

A partir de 1935, la EBC continuó ofreciendo a los estudiantes inscritos a las carreras de Funcionario Bancario, Contador Privado y Secretaria Taquígrafa las materias de Nociones de Derecho y Organización Jurídica, a cargo de Ángel Caso; Prácticas y Legislación Bancarias, dada por Uriel Navarro; y Derecho Mercantil, impartida por Francisco González de la Vega y Octavio Calvo.

Fruto de esta labor fueron los materiales desarrollados para el aprendizaje de las materias impartidas de acuerdo a los planes de estudio de la época.

Ángel Caso redactó para el curso Nociones de Derecho el texto Principios de Derecho (1935), que aborda el concepto de derecho y examinaba las ramas de esta disciplina. Y para la cátedra de Derecho Mercantil elaboró un texto con ese nombre (1939), que contiene las disposiciones legales relacionadas con las prácticas comerciales. Y para ese mismo curso, Roberto A. Esteva Ruiz, reconocido abogado egresado de la Escuela Nacional de Jurisprudencia en 1899, redactó Los títulos de crédito en el derecho mexicano (1938).

Arturo Puente y Flores publicó en 1942 la primera edición de la obra Principios de Derecho y, en coautoría con Octavio Calvo Marroquín, Derecho Mercantil, texto que en 2005 llegó a su cuadragésima octava edición.

Éstos son sólo algunos de los textos especializados que integraron el fondo editorial de la Escuela Bancaria y Comercial, obras que eran revisadas anualmente y que, por tanto, se actualizaban en función de los planes de estudio y de los marcos legales del momento.

Sin lugar a dudas, el éxito de una institución educativa y de sus egresados se basa en sus profesores. Diversos folletos que conservamos en el acervo documental del Archivo Histórico EBC, nos han permitido identificar las asignaciones de profesores. Así, al frente de la materia de Derecho Mercantil estuvieron René S. Cacheaux, Armando Calvo (1942) y Rodolfo Robles (1943).

Legislación Fiscal era impartida por Eduardo Garduño(4) y Joaquín B. Ortega.  La formación en Derecho fue encomendada a Salvador M. Elías, Arturo Puente y Agustín de la Llera. Por su parte, Octavio Calvo enseñaba Legislación Bancaria; Félix Azuela, Derecho Agrario; Manuel Vera Rivera, Derecho Obrero; y Antonio Mariscal, Nociones de Derecho.

En 1948, los alumnos inscritos a la carrera de Contador Público y Auditor cursaban Introducción al Estudio del Derecho, con Octavio Calvo. En 1949, Derecho Mercantil era impartida por Guillermo Viramontes; Legislación Fiscal, por Víctor Olavarriete; y Derecho Constitucional, por Octavio Hernández.

En la modalidad de Cursos por Correspondencia, la EBC ofrecía las asignaturas de Derecho Mercantil, Legislación Fiscal y Legislación Bancaria.  

Como hemos podido constatar, el magisterio transmitía los conocimientos conforme a los proyectos de transformación social del México moderno: la Institución, desde sus orígenes, conoce las necesidades de enseñanza en materia legal y, con amplia experiencia, suma hoy a su oferta educativa la Licenciatura en Derecho, porque el estudio de las leyes y la formación de profesionales que saben ubicarlas, atenderlas, entenderlas y cumplirlas, está en cada una de las páginas de nuestra historia educativa y también en la formulación de nuestra filosofía institucional: Somos los que caminan en línea recta y no toman atajos, los que miran de frente, los que hacen lo que dicen, los que sin lastimar lo individual viven para el beneficio colectivo…

El Banco de México en la Reconstrucción Económica Nacional, México, Centro Cultural Manuel Gómez Morin, Editorial Jus, 1996, página 103.

2 Anuncio de la Escuela Bancaria y Comercial en: Excélsior, 8 enero 1933, p. 2. 

3 González de la Vega, Francisco. “Derecho Penal en materia Comercial y Bancaria”, Banca y Comercio, III, 1, enero 1938, pp. 18 – 23. Disponible en http://museoebc.org/eventos/banca-y-comercio-enero-de-1938-0

Crédito, II, 5, marzo, 1943, pp.  45 - 46. Disponible en http://museoebc.org/eventos/marzo-de-1943

 

 

*Etnohistoriadora de la Escuela Nacional de Antropología e Historia

y Museógrafa de la Escuela Nacional de Conservación,

Restauración y Museografía Manuel Castillo Negrete

 Analista del Archivo Histórico de la Escuela Bancaria y Comercial

 

 

Texto publicado en el número 92 de la revista Ventana EBC, abril - mayo 2018, pp. 46 - 48.