Martha Huerta Fernández de Ovando

Angela Regina Núñez Alonso

Contador Público

Generación 1957-1962


“De la EBC recibí los valores de seriedad en el trabajo, compromiso, honradez,  y continuar capacitándome para estar al día, para trabajar lo mejor posible, trabajar con la frente en alto, con mucho ánimo, con ganas de dar todo lo que tiene uno y además ganas de seguir aprendiendo, es una escuela que yo quiero muchísimo. Quiero felicitarlos a ustedes porque han hecho que los exalumnos sigamos siendo parte de La Bancaria”.

 

 

La C.P. Martha Huerta Fernández de Ovando en entrevista nos compartió cómo comenzó su vida por el camino de la contabilidad, ya que a través de un Folleto de Enseñanza Oral y por Correspondencia supo de la existencia de la Escuela Bancaria y Comercial y de las carreras que ahí se impartían.

Estudió en las aulas de la EBC con la generación 1957 – 1962. Entre sus memorias sobre su ingreso a la carrera nos platicó que inició clases en enero y que su grupo estaba conformado por alrededor de 60 estudiantes, entre los que se encontraban Alicia Burgos y Yolanda García Romero que provenían de su escuela anterior.

De sus profesores recordó a la maestra Teresa que impartía Cálculos Financieros, a Cayetano Cantú que daba Fiscal, a Adolfo Santiago de la Torre, un excelente maestro que enseñaba Auditoría, a Espinoza Menchaca de Contabilidad y Humberto Salazar de Inglés.

Entre las anécdotas que nos compartió de sus años en la EBC, se encuentran los viajes que realizó con sus compañeros a La Marquesa y a Real de Puente, las reuniones en el salón de clases donde su compañera Hilda Ramírez recitaba poemas y Alicia Burgos tocaba el acordeón.  Algunas de estas reuniones también las efectuaban en casas de sus compañeros.

También nos platicó que para poder realizar su fiesta de graduación su grupo se organizó para reunir fondos mes a mes y que ella fue la tesorera. El día de su fiesta de generación comenzó con una misa de acción de gracias en la Iglesia Nuestra Señora de Lourdes y después la cena baile en el hotel María Isabel que fue amenizada con los violines de Villafontana y la Orquesta de Ingeniería.

El examen profesional de Martha fue el 13 de noviembre de 1964, en el que defendió la tesis titulada “Algunas deficiencias de los estados financieros”. Su asesor de tesis fue Guillermo Kreush y los maestros Ángel Vargas, José Jiménez Olea, Eduardo Creel y Adolfo Santiago de la Torre, los sinodales.

De su trayectoria laboral nos narró que desde el tercer año ingresó a trabajar a la Secretaria de Industria y Comercio en el departamento de Control y Auditoría por un período de cinco años, cuando Efraín Samano que era uno de sus compañeros, contralor de la empresa de productos químicos Columbian Carwor la invitó a trabajar con él. Después ingresó como contadora de las empresas del experto hotelero José Brockman Obregón por más de 30 años.

También nos comentó que después de haber egresado, Manuel Cueto y Roberto Jam, compañeros de la generación han procurado el contacto con otros egresados de La Bancaria, con lo que han impulsado reuniones que se siguen efectuando el primer domingo de cada mes; incluso han realizado algunos viajes al interior de la República Mexicana  con este grupo, como fue el caso de su visita a Chiapas.

Para finalizar, nos dijo que la EBC es una  escuela que se ha ido modernizando: …simplemente el informar con sus reportes todas las actividades que se han hecho, se da uno cuenta de que siempre están en la vanguardia, el hecho de tener estos edificios tan cómodos nos hacen ver que desean el progreso tanto de la escuela como de los alumnos, y además es bien importante que se siga notando la disciplina, me di cuenta ahorita que estuve un rato, como los chicos siguen ordenados, siguen bien vestidos, para mi es una cosa bien importante, la presentación es muy importante y lo he estado viendo con los chicos que tienen ustedes, yo les diría entren a la bancaria es muy buena escuela, y las estadísticas muestran también como tantos alumnos van destacando en sus profesiones. Yo si los invitaría a que estudien en la bancaria.

Martha Huerta ha estado en contacto con el Museo EBC desde el día que donó el Folleto de Enseñanza Oral y por Correspondencia, el 21 de noviembre de 2012, en que se realizó el brindis de su generación. Posteriormente, nos acompañó en el Evento Anual Amigos del Museo 2013 junto con su esposo, ocasión en la que donó su colección bibliográfica “El Tesoro de la Juventud”.