Cuentos de Rabindranath Tagore publicados en Editorial Cvltvra

Por Angela Regina Núñez Alonso

“Los cuentos de Tagore nos sorprenden. Tienen una sencillez, un encanto y una naturalidad tales, que, lejos de parecer exóticos, nos acercan mágicamente a sus ideas.”

José Gorostiza

Título: Cuentos

Autor: Rabindranath Tagore

Año: 1922

Colección: Cvltvra, Tomo XIV no. 3

Lugar de publicación: México

Medidas: 12 cm x 17.2 cm x 1.3cm de grosor

Cuentos de Rabindranath Tagore es uno de los textos de la serie o colección de los cuadernos quincenales publicados por Editorial Cvltvra [1] en su segunda época, cuando Rafael Loera y Chávez [2] adquirió todas las acciones de la editorial. La revista conserva una cartera o cubierta de cartulina que tiene un grabado con la imagen de una mujer india vistiendo un velo y sosteniendo una vasija. No se conoce con certeza quién realizó esta portada, pero sabemos que otras de la colección fueron elaboradas por destacados artistas como Roberto Montenegro, Saturnino Herrán y Jorge Enciso.

La revista se compone de 128 páginas y se imprimió en los talleres de Editorial Cvltvra que se localizaban en Av. República de Argentina no. 5 de la Ciudad de México.

En 1940 el ejemplar llegó a la biblioteca del Internado de la EBC que se encontraba en Paseo de Reforma no. 560 Col. Lomas de Chapultepec, esto lo sabemos por el sello impreso en la portadilla. Posteriormente formó parte de la biblioteca del plantel Reforma y durante muchos años estuvo en estantería abierta.

A partir de noviembre de 2007 cuando se crea el Archivo Histórico EBC, el libro forma parte del Fondo Antiguo y en la actualidad se encuentra en la biblioteca de EBC Rectoría.

El autor

El poeta bengalí Rabindranath Tagore nació el 6 de mayo de 1861 en Calculta, proveniente de una familia de brahamanes, a los diecisiete años viajó a Gran Bretaña para estudiar literatura y música, pero no concluyó sus estudios. En 1901 fundó la escuela Santiniketan y en 1904 publicó el ensayo “El movimiento nacional” donde defendió la independencia de la India. Durante el período del nacionalismo hindú continuó escribiendo sus obras, al poco tiempo, en 1913 fue acreedor del Premio Nobel de Literatura. A partir de este momento la popularidad de Tagore se incrementó y fueron traducidas veintiocho de sus obras. [3] Tagore visitó diversos países, dictó conferencias y difundió su crítica al mundo occidental. En 1915 la corona británica lo nombró caballero, título que rechazó en señal de protesta por la masacre efectuada en Amritsar, India. Entre sus obras se encuentran: La luna nueva (1915), El cartero del rey, Pájaros perdidos, La cosecha (1917) El asceta, El rey y la reina, Malini, Ofrenda lírica, Las piedras hambrientas, I, Las piedras hambrientas, II, Ciclo de la primavera, El rey del salón oscuro (1918) Sacrificio, Morada de paz, Regalo de amante, Chitra (1919) Mashi, Tránsito (1920) La hermana mayor (1921) La fujitiva, I, La fujitiva, II (1922). Falleció en 1941.

Contenido

El ejemplar reúne ocho cuentos de Rabindranath Tagore:

- La victoria

- Mi señor el niño

- El cabuliwallah

- Machi

- El usufructo

- Saba

- El abandonado

- Las piedras hambrientas

La selección de cuentos y el prólogo es de José Gorostiza, quien fue profesor de Literatura Mexicana y miembro del grupo de los Contemporáneos. En él Gorostiza señala que los cuentos poseen encanto y sencillez; que sus enseñanzas son reflejo de las costumbres e ideas de la región del Ganges y del espiritualismo de Tagore y pueden ser comprendidas en países distantes a la India.

Los cuentos de Rabindranath se caracterizan por hablar del interior de las cosas, un reflejo de su propia vida, relatos de emociones de su infancia que evocan el encanto de la naturaleza, de sueños y fantasías.

La traducción de los cuentos es de Zenobia Camprubí de Jiménez, una feminista y literata española que para traducir las obras de Tagore se valió de las prosificaciones en inglés que realizó el mismo Tagore. Ella con su marido el poeta Juan Ramón Jiménez tradujeron en España entre los años 1915 y 1922[4] algunas de las obras de Rabindranath.

La importancia de la publicación de 1922 está en que la editorial Cvltvra introdujo por primera vez en México las recientes traducciones de los cuentos de Tagore, que en esa época eran muy apreciados en España.

Para Margarita Nelken “La obra de la traductora no se puede comparar, claro está, con la del poeta; pero la sigue y se hace inseparable de ella”.

La revista puede ser consultada en la biblioteca de EBC Rectoría con el número de clasificación 891.43 T34r 1922.

Bibliografía

Coletes Blanco, Agustín. “Más sobre Tagore en España: una traducción olvidada (inglés – español) de Martínez Sierra”. s/f

Cortés Ibáñez, Emilia. El epistolario, espejo de la intrahistoria. España, Universidad Internacional de Andalucía, 2010.

Diccionario de escritores mexicanos Siglo XX. Desde las generaciones del Ateneo y Novelistas de la Revolución hasta nuestros días, México, UNAM, 1993, tomo III, pp. 306 – 312.

De Lira Luna, Daniel. La producción editorial de Gabriel Fernández Ledesma, Francisco Díaz de León, Miguel N. Lira y Josefina Velázquez de León su organización bibliográfica y su valor patrimonial. Tesis para optar por el grado Doctor en Bibliotecología y estudios de la Información, México, UNAM, 2013, pp. 14-16.

González Ródenas, Soledad. Zenobia Camprubí, traductora. España, Universidad Internacional de Andalucía, 2010.

___________________

[1] Editorial Cvltvra fundada en 1916 por los hermanos Loera y Chávez y Julio Torri puso en circulación autores nacionales y varias traducciones de autores extranjeros.

[2] En 1921 Rafael Loera y Chávez hermano de Agustín Loera y Chávez adquirió todas las acciones de la editorial Cvltvra. De Lira Luna, Daniel. La producción editorial…, p. 16

[3] En España los primeros traductores fueron Pérez de Ayala y posteriormente Zenobia Camprubí Aymar, está última mantuvo correspondencia con Tagore. “Mi querido Sir Rabindranath Tagore:  He estado escribiéndole durante tanto tiempo con la imaginación y han sido tantas las cartas que he escrito que ahora, cuando realmente me siento a escribir, no me doy cuenta de que ésta vaya a llegar a usted y sé que no le dirá nada en absoluto de todas las cosas que he pensado durante cuatro años…. Hace más de tres años que empezamos a traducir su obra y deseamos, cuando todas las ediciones estén terminadas, poder ir a la India y llevárselas y pedirle si usted tiene tiempo o, si no, a uno de sus amigos que lo conozca muy bien, nos ayude a hacer una edición nueva y perfecta comparándola con los originales bengalíes. Desgraciadamente no sabemos bengalí y, probablemente, no hay en España quien sepa. Pero hay tal similitud de sentimientos y condiciones entre la India y Andalucía que todos los andaluces sienten que usted habla de su hogar. Indudablemente a usted se le lee mucho más en Inglaterra y en los Estados Unidos pero no creo ni por un momento que usted sea tan profundamente sentido como por nosotros. Aquí, sus lectores lo aman tan ardientemente y con tanta comprensión que creo que usted se conmovería mucho si lo viese”. Fragmento de la Carta de Zenobia a Rabindranath Tagore del 13 de agosto de 1918 publicada por Sarramía Roncero, 1983, pp. 134-156. En: Cortés, El epistolario… pp. 272-273.

[4] Coletes, Más sobre Tagore…, 119